cabras monteses en laqabaCABRA MONTÉS (CAPRA PYRENAICA)

Este bóvido, también llamado íbice ibérico, se encuentra en el entorno de la finca como en su casa, ya que la orografía del terreno le es bastante propicia.
Los machos de cabra montés pueden llegar a medir sobre 148 cm de largo y una altura a la cruz de 75 cm, alcanzando un peso máximo sobre 110 kg. Mientras que las hembras pueden medir sobre 120 cm de largo, una altura a la cruz sobre 60 cm y un peso entre 30 y 45 kg.
Los cuernos de los machos son gruesos y están más separados entre sí que los de otro tipo de bóvidos. Las hembras tienen los cuernos bastante cortos. Los machos adultos tienen la cara más alargada que sus congéneres y la típica barba de chivo, casi negra, bajo la mandíbula. El color del pelo suele ser pardo o canela en verano y más largo y grisáceo en invierno. Las manchas oscuras de la parte inferior de las patas de los machos adultos puede extenderse hacia los hombros, costados y barriga. La parte central de la barriga es blanca en ambos sexos, y la cola de alrededor de 12 cm es negra y corta.
Estos animales se mueven con máxima actividad, en el verano, a primeras horas de la mañana y a últimas de la tarde y en el invierno, en las horas centrales del día, que son más templadas.
Las cabras montesas suelen ser animales sociales, pero cambian a menudo de manadas. Los machos y las hembras adultas suelen reunirse entre noviembre y diciembre que es la época del celo. Suelen habitar tanto en bosques como extensiones de hierba, en zonas montañosas que van desde los 500 a los 2500 m de altitud. Su dieta está compuesta básicamente de hierba, pero en invierno suelen comer más arbustos; aunque si es necesario quitan la nieve del suelo para poder llegar a la vegetación.
En los alrededores de nuestra casa molino las podréis ver tranquilamente pastando, vamos, como si estuvieran haciendo turismo rural del bueno. Así que os podéis pasar por nuestra casa-molino y verlas en un entorno natural. Y con esto me despido hasta la próxima. Chao.

Anuncios